NUEVA JERSEY: Adolescentes admiten asesinaron a su recién nacida

NUEVA JERSEY.- Dos adolescentes de Nueva Jersey enfrentan sentencias de prisión de entre 5 y 10 años al declararse culpables de la muerte de su bebé recién nacido, cuyo cadáver fue hallado en la basura.

Jada McClain, de 18 años, se declaró culpable el lunes de homicidio agravado. La joven reveló que presionó el pecho su hija hasta que dejó de respirar. Asímismo, Quaimere Mohammed, de 19 años, se declaró culpable de profanar restos humanos.

Ambos adolescentes son residentes del municipio de Neptuno, cerca de la costa de Jersey.

La Oficina del Fiscal del Condado de Monmouth dijo el lunes que el asesinato tuvo lugar en marzo de 2019, poco después de que McClain, una estudiante de Neptune High School, dio a luz a una niña. El 4 de abril, la policía recibió informes sobre el parto de Jada y el asesinato de la bebé.

La investigación reveló que McClain había quedado embarazada en julio de 2018 de su novio Mohammed, un estudiante de Asbury Park High School. Las fuerzas del orden dijeron que McClain explicó a los investigadores que escondió el embarazo a sus padres y que dio a luz en su casa la mañana del 29 de marzo de 2019.

Tras dar a luz a la niña, McClain presionó su pecho hasta que dejó de respirar, según la oficina del fiscal. La adolescente contactó a Mohammed, y más tarde esa mañana, los dos arrojaron el cuerpo de la niña en un basurero al aire libre cerca de un complejo de viviendas públicas en Asbury Park.

Días después, los investigadores obtuvieron un video de vigilancia en el que se observa cuando Mohammed se deshace del cuerpo de la niña.

Los investigadores descubrieron que el contenido del contenedor de basura al que se arrojaron los restos de la recién nacida fue transportado al vertedero del condado en Tinton Falls. Allí el personal procedió a compactar los desechos. El cuerpo de la bebé nunca fue hallado.

Según los términos del acuerdo de culpabilidad, McClain enfrenta 10 años de prisión, mientras que Mohammed enfrenta cinco.

El abogado defensor de Mohammed no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios.

“Este caso es una tragedia horrible”, dijo Christopher Gramiccioni, fiscal del condado de Monmouth. “Un bebé está muerto y dos jóvenes van a la cárcel. Nada de esto debería haber sucedido. Los jóvenes que aún no están preparados para la paternidad deben comprender que existen formas seguras, legales y completamente confidenciales de renunciar a la custodia de un recién nacido”.

Desde hace 18 años, Nueva Jersey tiene una ley que permite a un padre renunciar a la custodia de un bebé de menos de 30 días en caso de que no pueda o no quiera cuidar del infante, lo que se puede hacer de forma anónima.

El estado requiere es que el bebé se lleve a la sala de emergencias de un hospital o estación de policía en cualquier lugar de Nueva Jersey. El personal no requerirá la identificación de la persona que entrega al bebé siempre que no se observen signos de abuso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *