Ciudad de Nueva York no reabrirá escuelas si la tasa de positivos llega a 3%

La ciudad de Nueva York presentó su plan para la reapertura de las escuelas públicas, que combinarán clases presenciales y a distancia, pero adelantó que los estudiantes no volverán a los colegios si la tasa de pruebas positivas llega a 3 % en la ciudad.

La Gran Manzana lleva por debajo de ese porcentaje desde principios de junio y actualmente, alrededor de un 1 % de las pruebas que se efectúan cada día resultan positivas, según la media de siete días, que es la que se tendrá en cuenta.

El parámetro fijado por el alcalde, Bill de Blasio, va más allá del 5 % marcado por las autoridades del estado, una decisión que justificó por la gran densidad de población de Nueva York y por el hecho de que la ciudad fue durante la primavera uno de los grandes focos mundiales de la pandemia.

“Quiero poner ese estándar muy muy duro”, señaló en una conferencia de prensa de Blasio, apuntando que es la “forma de demostrar que las cosas se harán de la forma adecuada”.

El plan de Nueva York es que a partir de septiembre cada alumno vaya a clase entre uno y tres días a la semana con el fin de facilitar el distanciamiento social, mientras que el resto de jornadas las seguirá desde el hogar.

Además, se limitará el movimiento dentro de los edificios, se requerirá el uso de mascarillas y se mantendrá a los estudiantes en grupos reducidos con el objetivo de limitar el riesgo de contagios.

Al personal docente se le pedirá que se someta a pruebas gratuitas del coronavirus antes del inicio del curso y se le recomendará participar en un programa de tests mensuales.

En caso de que se registren uno o dos positivos en un grupo, el protocolo prevé que esa clase se cierre durante 14 días y que todos los alumnos y maestros se sometan a una cuarentena de dos semanas, en la que los estudios continuarán desde casa.Advertisement

Mientras, si se registran dos o más casos en diferentes aulas de la misma escuela, se prevé el cierre del colegio al completo durante varios días, mientras se investiga el brote.

Con más de 1.800 centros y más de un millón de alumnos, Nueva York tiene el mayor sistema de educación pública de Estados Unidos.

La ciudad ha sido la más golpeada por la pandemia en el país, con más de 225.000 casos confirmados por las autoridades y unas 23.000 muertes.

Sin embargo, en los últimos meses ha conseguido controlar el avance de la enfermedad de una forma mucho más eficaz que otras zonas de Estados Unidos, que están viendo ahora mismo sus niveles más altos de contagio.

Según datos facilitados este viernes por el gobernador Andrew Cuomo, el estado de Nueva York registró en la última jornada 644 positivos entre casi 69.000 pruebas, una proporción de 0,93 %. De ellos, 285 fueron en la ciudad de Nueva York, con una tasa de 0,9 %. EFE News

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *